Portada » MICROINJERTOS CAPILARES

Corporal Core

MICROINJERTOS CAPILARES

La alopecia androgenética, una de las alopecias más frecuentes tanto en hombres como mujeres, ha impulsado durante más de 20 años al estudio de técnicas de trasplantes capilares. Se ha conseguido desterrar la idea de que el trasplante capilar es una técnica agresiva que produce un resultado artificial. El microinjerto capilar se ha convertido en una técnica con resultados naturales, indetectables y reproducibles, muy diferentes a los alcanzados con las técnicas anteriores.

Hay que tener en cuenta que este tratamiento no evita que el pelo existente no trasplantado, pueda seguir sufriendo las consecuencias de la alopecia androgenética. Los individuos jóvenes con alopecias incipientes no son considerados buenos candidatos a implantes de pelo pues es muy probable que, con el paso de los años, el pelo trasplantado podría quedarse aislado.

Estas técnicas pueden aplicarse a otras zonas del cuerpo como la barba, las cejas o el pubis.

 

 

Corporal Core

TÉCNICA FUE

La técnica FUE está considerada como la técnica de trasplante capilar más avanzada que existe. Consiste en extraer de una manera individual los folículos de la zona donante sin necesidad de puntos y sin dejar cicatrices. Estas unidades foliculares de 1, 2, 3 ó 4 pelos se extraen acompañadas de las estructuras perifoliculares (vasos capilares, glándula sebácea, músculo erector pili…). Es una técnica lenta pero indolora con resultados muy naturales e indetectables.

Corporal Core2

TÉCNICA TIRA O FUSS

En la técnica FUSS los pelos de la zona donante se extraen mediante una fina banda de piel con cabello de entre 15 y 20 cm de longitud por 1 cm de ancho que se obtiene de la zona posterior o lateral de la cabeza con posterior sutura. Como resultado queda una cicatriz que es estéticamente invisible siempre que el pelo circundante tenga una longitud mínima de unos 0,5-1 cm. Permite una mayor densidad de pelo que la técnica FUE.